¡Eureka!

Posted by Carlos R. Cuervo
Carlos R. Cuervo
Ing. Carlos R. Cuervo Especialista en Desarrollo de Aplicaciones Twitter: @c
User is currently offline
on Viernes, 10 Febrero 2012 in Blog

dna

Nuestro cerebro ha evolucionado durante millones de años y evidentemente ha sido  construido para que fuésemos principalmente creativos. Es imposible concebir que las civilizaciones y sus avances hayan alcanzado todos sus logros sin haber pasado por un proceso creativo, que ocurre en cada ser de manera distinta. Pero no somos genéticamente  diferentes y no importa qué lado usa nuestro cerebro para llevar a cabo algunas actividades, la creatividad es innata y también se desarrolla a diario en cada cosa que hacemos, pero ¿qué la diferencia?

 

Simple... la respuesta es cómo creamos oportunidades mediante el reconocimiento de necesidades en otras personas que hasta ahora nadie ha identificado y son cotidianas. ¿Cuántos Einsteins potenciales existen cuando verdaderamente analizamos?

 

Y existe una fuente única para las soluciones, un Banco de Datos infinito, de respuestas probadas, en funcionamiento, optimizadas y a la mano de todos la "Naturaleza", que provee claves del comportamiento social y técnico para resolver los problemas.

 

Recientemente escuché el término Biomímesis inicialmente me pareció raro, al indagar me encontré con la definición "Arte de estudiar e imitar a la naturaleza, de inspirarse en ella para crear nuevas tecnologías". Llegué a la conclusión, cuánto tiempo hemos desperdiciado en no valorar y apreciar lo que esta ante nuestros ojos, es imposible hacer algo que escape a la naturaleza.

 

Mientras escribo pienso en la Ley de Gravitación Universal e Isaac Newton cuando contempló la caída de una manzana.

Creatividad + Naturaleza  = ¡Eureka!


Un ejemplo de esto, es un artículo que leí en la página del Museo Americano de Historia Natural que deseo compartir con ustedes.

 

Trata acerca del niño Aidan Dwyer de 13 años de edad,  Ganador del Premio de Jóvenes Naturalistas 2011 otorgado por el AMNH y que descubrió como existe la posibilidad de mejorar la eficiencia del funcionamiento de los Paneles Solares, simplemente con imitar la forma como están distribuidas las hojas en los arboles y como ese patrón se asocia matemáticamente con la Secuencia de Fibonacci. ¿Cómo lo logró? A través de la observación.

 

Años de evolución de la Naturaleza muestran cómo el desarrollo eficiente de la distribución de las hojas pueden capturan mayor y mejor energía para llevar a cabo el proceso de fotosíntesis, dan vistas de cómo optimizar la producción de energía natural y renovable para su aplicación 

 

A través de este link podrás ver el ensayo con las notas del diseño, experimentos y resultados de Aidan Dwyer  http://www.amnh.org/nationalcenter/youngnaturalistawards/2011/aidan.html

 

Somos Genios y parte de algo Mayor, estamos invitados.La Naturaleza nos inspira para seguir siempre Volando Alto. 

 

Visita mi blog Volando Alto http://cuervocr.blogspot.com/

Tags: Untagged
Ing. Carlos R. Cuervo

Especialista en Desarrollo de Aplicaciones

Twitter: @cuervocr